Islas Gili, un 3×1 para todos los gustos

Trawangan, Meno y Air son las tres islas Gili. Ubicadas al noroeste de Lombok, cada una tiene unas características peculiares que la hacen diferente de la otra. Aunque es fácil saltar de una a otra, según tu forma de viajar, ¿cuál te conviene?

Aguas turquesas, arena blanca, cocoteros y arrecifes. Esta es la postal de las islas Gili. No hay coches y la vida es muy tranquila. Aunque el turismo lo está inundando todo.

Puedes ir y volver en un día a las islas Gili en speed boat directamente desde Bali. Tardas dos horas por trayecto. Pero lo recomendable es disfrutar tranquilamente de este paraíso algunos días. Para ello tienes que tomar el ferry desde Bangsal Harbour, al norte de Senggigi, en Lombok.

Cada una de las tres islas Gili tiene su propio carácter. Gili Trawangan, o Gili T, es la isla de la fiesta, con mochileros que van y vienen. Gili Air es la más auténtica, la más local, con playas vírgenes. Y Gili Meno es la más pequeña y más salvaje.

Es muy fácil alojarse en una e ir a las otras. Y entre ellas el buceo es absolutamente fascinante, con numerosos peces de colores, tortugas, una pared vertical que cae 25 metros y casi asusta, y algún barco hundido entre corales.

Si buscas tranquilidad, huye de Gili Trawangan. El turismo aquí lo ha inundado todo, sobre todo en temporada alta, de junio a septiembre. Y la fiesta es continua. De las tres islas Gili es la más desarrollada, con la mayor variedad de alojamientos. Aun así, las playas son preciosas, de arena blanca y agua turquesa. Vale la pena subir a la pequeña colina para unas bellas vistas. Y es uno de los mejores destinos para hacer o aprender buceo.

También es posible encontrar tranquilidad en la costa oeste de Gili T, y disfrutar de preciosos atardeceres en la zona suroeste. Pero si buscas aislarte del mundo, la mejor de las islas Gili es Meno. Es la recomendada para escapadas románticas o Lunas de Miel. Las playas son pequeñas franjas de arena blanca y aguas cristalinas, absolutamente asombrosas. Y el alojamiento lo encuentras en tranquilos bungalows escondidos entre la selva tropical a escasos metros de playas desérticas.

Desde Gili M también es posible realizar buceo o snorkel, con algunas sorpresas submarinas y la pared Meno, espectacular. Pero a esta isla se viene principalmente a descansar, desconectar, disfrutar de playas vírgenes y de la privacidad.

Y si Meno es muy tranquila y buscas una mezcla entre fiesta y tranquilidad, quizá Gili Air sea la más apropiada. Cuenta con bares, restaurantes y alojamientos similares a Gili Trawangan, pero conserva un ambiente hippie más tranquilo. Y además, al estar cerca de Lombok, puedes disfrutar de las vistas montañosas de su costa.

De las islas Gili, Air es la del chill-out, pero donde cada mes se celebra la fiesta de la Luna Llena. Al igual que las otras dos, el buceo o el snorkel desde aquí es fascinante. O puedes disfrutar de playas vírgenes para ti solo en la costa oeste.

Cualquiera de las tres islas Gili son fáciles de recorrer a pie, aunque tanto Air como Meno son minúsculas. Disfruta de ellas según tu manera de viajar. La belleza y el atractivo de estas islas son infinitos. Puedes encontrarte playas vírgenes, de postal, con arena blanca, cocoteros y un agua turquesa, cristalina, bajo la que se oculta un buceo fascinante, lleno de color y vida.

Puede que el turismo masivo haya arrasado parte de su encanto, pero si sabes elegir la época y la isla, aún puedes encontrar y disfrutar del atractivo de las islas Gili.

Si quieres saber más sobre este destino, sobre Indonesia o Bali, puedes ver abajo algunos artículos relacionados, dejar tus comentarios o escribirnos por email a info@consejerosviajeros.com

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¿Tailandia o Bali?

Dragones de Komodo

Buceo en Indonesia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.