Sudáfrica en crucero, aventura animal

Unos paisajes asombrosos, una fauna fascinante y unas ciudades sorprendentes es lo que nos espera en un crucero por Sudáfrica. Te contamos qué ver y hacer en cada puerto.

Comenzamos nuestro crucero por Sudáfrica en Ciudad del Cabo y regresamos a esta preciosa urbe. Dos semanas de aventura con cinco puertos sudafricanos y en el que llegamos hasta Namibia y Mozambique.

Lo más recomendable es llegar unos días antes a Ciudad del Cabo y disfrutar de esta increíble ciudad. Subir a Table Mountain y asombrarnos con las vistas desde este impresionante punto no se puede describir con palabras. Pero es que Cape Town ofrece además unas preciosas playas, una interesante ciudad vieja que combina historia y tradición, una línea costera que maravilla y el curioso barrio de Bo-Kaap, con sus casas de colores.

Y además, podemos escaparnos a la región de Stellenbosch para recorrer los viñedos de la zona y degustar alguno de los mejores vinos del mundo. O incluso visitar la cárcel donde durante años estuvo encerrado Nelson Mandela en la Isla de Robben. También podemos ir hasta Cabo Esperanza y ver numerosos pingüinos en la Playa de Boulders. Y si buscas un subidón de adrenalina, puedes sumergirte con una jaula para ver tiburones blancos.

El primer puerto de escala en nuestro crucero por Sudáfrica suele ser Mossel Bay. Se trata de un pequeño pueblo pesquero cuyo atractivo principal son sus playas. Pero un recorrido por sus alrededores nos deja ver una costa con impresionantes acantilados y encantadores pueblos como Knysna. Y si buscamos fauna, en Seal Island encontramos una colonia con más de 2500 lobos marinos. O podemos aventurarnos en un safari por una Reserva Privada de animales.

Como nota indicar que las Reservas Privadas de Animales de Sudáfrica son enormes parques de propiedad privada donde viven animales salvajes pero que han sido traídos de manera artificial. Están alimentados por los cuidadores del Parque y no son totalmente libres o salvajes. Hay numerosas reservas en las que tienen lugar safaris, aunque son un poco “falsos”.

Continuamos nuestro crucero por Sudáfrica. El siguiente puerto de escala es Puerto Elizabeth. La ciudad en sí carece de gran atractivo. La principal atracción es hacer un safari en alguna de las muchas Reservas Privadas que hay en las cercanías. Cada una tiene su punto diferente, así que dependiendo de lo que busques sería recomendable una u otra. Eso sí, en numerosos puertos de Sudáfrica se ofrecen este tipo de safaris en Reservas Privadas, y hay algunas mejores que otras. Para mí, el mejor puerto para hacer un safari en una Reserva Privada es Richard´s Bay, al que ya llegaremos.

En Port Elizabeth, quizá el tour más distintivo es Addo. Se trata de un Parque Nacional en el que protegen a los elefantes, por lo que será posible a ver a cientos de ellos, y de muy cerca. En otras Reservas Privadas como Lalibela, Kwantu, Kariega o Pumba puedes ver alguno de los Cinco Grandes, es decir, elefantes, búfalos, rinocerontes, leones o leopardos, aunque este último es casi imposible. De todas ellas, Pumba es el que ofrece algo diferente, como leones albinos.

East London es la próxima escala en Sudáfrica. Es el único puerto fluvial del país y destaca por sus fabulosas playas. La ciudad no tiene interés alguno. Desde el puerto se pueden hacer safaris a un par de Reservas Privadas o una experiencia cultural visitando una comunidad de la tribu Xhosa, famosa por el chasquido que producen al hablar. Esto es, quizá, lo más recomendable en esta escala.

Y llegamos así a Durban, quizá el puerto más interesante de nuestro crucero por Sudáfrica. La ciudad es fascinante. Sus playas fabulosas. Y en las cercanías es posible visitar el sitio donde Nelson Mandela fue capturado, hoy todo un símbolo. También se puede hacer un safari en la Reserva Privada de Tala, donde verás jirafas y rinocerontes. O conocer la historia de la tribu Zulú recorriendo el Valle de las Mil Colinas. Hay mucho que hacer en Durban y por eso los cruceros suelen pasar dos días en la ciudad.

El último puerto de nuestro crucero por Sudáfrica es Richard´s Bay. De nuevo, la ciudad es totalmente irrelevante. Pero aquí podemos hacer un safari por la que creo es la Reserva Privada más atractiva de este crucero, y la más difícil de pronunciar: Hluhluwe. ¿Por qué? El paisaje es realmente precioso, da la sensación de estar en un auténtico Parque Nacional y puedes ver numerosos animales, entre ellos los Cinco Grandes, en estado semi-salvaje.

Como alternativas, la posibilidad de ver hipopótamos y cocodrilos en el Humedal de Santa Lucía resulta muy atractiva. Pero también la visita a Shakaland, una aldea Zulú que sirvió de set de rodaje a la famosa serie Shaka-Zulu.

Y ya fuera de Sudáfrica, nuestro crucero visita otros puertos como Maputo, en Mozambique, y Walvis Bay, en Namibia. El primero resulta irrelevante. La ciudad de Maputo puede resultar exótica para visitar, pero nada imprescindible. Sin embargo, Walvis Bay tiene una riqueza natural asombrosa. Las enormes dunas de arena son ideales para recorrer en quad, así como adentrarnos en alguno de sus asombrosos desiertos y descubrir paisajes como el “Valle de la Luna”. Y en su Laguna Natural encuentran su casa miles de flamencos y pelícanos.

Y al regresar a Ciudad del Cabo, es recomendable extender unos días más en Sudáfrica para ir a Johannesburgo y hacer un auténtico safari de varios días en el Parque Nacional de Kruger.

Si quieres más información sobre un crucero por Sudáfrica o cualquiera de sus puertos, puedes contactarnos por email a info@consejerosviajeros.com o dejar tus comentarios a continuación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *