Puerto de Atenas, qué hacer en tu crucero

El Puerto de Atenas es una de las escalas más frecuentes en tu crucero por el Mediterráneo Oriental y las Islas Griegas. Es, incluso, el puerto estrella de algunos itinerarios. Pero no sólo ofrece una visita a la Acrópolis, hay mucho más. Os lo contamos.

Si llegas en crucero al Puerto de Atenas, atracarás en El Pireo. Esta escala se encuentra a siete kilómetros del centro de la ciudad. Y desde aquí, se puede hacer mucho en un día de visita. ¡Aprovéchalo!

La gran mayoría de visitantes a Atenas se dirigen a la Acrópolis. Es la visita estrella. Nadie lo discute. Para llegar a la Acrópolis desde el Puerto de Atenas puedes utilizar transporte público, un taxi, o hacer una excursión organizada, bien con el crucero o bien de manera externa. Shore2Shore ofrece tours recomendables.

Dependiendo de donde atraque tu barco, puedes salir andando de la terminal de cruceros y dirigirte al centro de la ciudad en metro o autobús. Si atracas en muelles más lejanos, tendrás que usar un bus interno del Puerto de Atenas que te lleve a la terminal principal.

Desde aquí, como dijimos, son siete kilómetros al centro de la ciudad. Para visitar la Acrópolis hay una parada de metro, Akropoli, que te deja casi en la entrada. O un taxi te puede acercar a las taquillas. El problema empieza aquí. La gran cantidad de gente que visita el monumento hace que nos encontremos con colas interminables y largas esperas bajo el sol y un calor asfixiante. Por eso, para ahorrar tiempo, sería recomendable tomar una excursión.

Estas te recogen directamente del barco, evitando así también el tener que tomar ese bus interno del que hablábamos y que te resta tiempo de visita. Además, antes de llegar a Atenas suelen hacer un tour panorámico por El Pireo y la ciudad ateniense. Al llegar al sitio arqueológico, la visita estándar dura unas dos horas. Si nunca has estado en la Acrópolis, esta debe de ser tu primer destino. El Partenón y el Erecteión no defraudan. Y las vistas desde la ciudad monumental fascinan.

Una vez visitado el monumento, tienes la posibilidad de regresar al Puerto de Atenas o continuar la visita por la ciudad, con la excursión o por tu cuenta. Mi recomendación, visitar la Acrópolis con el tour y luego quedarte en Atenas para una visita independiente.

Hay numerosos puntos de interés para aprovechar tu día en la capital griega. La Plaza Sintagma es el centro neurálgico de la ciudad. Destaca aquí el Parlamento. Cerca están los neoclásicos edificios de la Academia y la Biblioteca Nacional. Y no lejos empieza el barrio de Plaka, la ciudad antigua. Se trata de un conjunto de estrechas calles de piedra y mármol con plazas arboladas y numerosos cafés, restaurantes y tiendas tradicionales. Es el lugar ideal para tomar un ouzo, la bebida nacional, una especie de licor de anís fuerte. Y es un buen destino para comer o tomar un café.

En los alrededores de Plaka hay numerosos restos arqueológicos. El Arco de Adriano. Las columnas del templo de Zeus. El Zapion. El Templo de Dionisio. Un poco más lejos no te puedes perder el Estadio del Panathinaikon. Igualmente, en la ciudad puedes visitar el Nuevo Museo de la Acrópolis, donde se conservan las obras arqueológicas más destacadas.

Pero si ya has visitado la Acrópolis, desde el Puerto de Atenas hay otras excursiones que te maravillarán. Personalmente, a mí me fascinó Corinto. Lo primero que impresiona es la vista del Canal de Corinto desde el puente que lo cruza. Pero es que luego tienes la posibilidad de navegarlo. Resulta bastante asombroso.  Y la visita a la antigua ciudad de Corinto resulta de gran interés. Se trata de una pequeña Acrópolis que te permite aprender cómo vivían los antiguos habitantes griegos.

Y otro de los destinos que resultan fascinantes es el Templo de Poseidón. Situado en el cabo Sounion, el punto más al sur de la Península Attica, su ubicación es espectacular. Las vistas son una maravilla. Eso sí, desde el Puerto de Atenas te espera un viaje largo, ya que tardas casi dos horas por trayecto en llegar.

Otro punto de interés a visitar desde el Puerto de Atenas es la ciudad de Delfi, el antiguo centro del Universo, con su famoso Oráculo del Dios Apolo, en el Monte Parnaso. Aunque esta excursión implica un larguísimo desplazamiento.

Por tanto, si tu crucero hace escala en el Puerto de Atenas, el orden de prioridades debería ser una visita a la Acrópolis y la ciudad ateniense, una escapada a Corinto y su fascinante Canal y una aventura al templo de Poseidón en el Cabo Sounion.

Si quieres más información sobre el puerto de Atenas o alguna de sus excursiones, puedes contactarnos por email a info@consejerosviajeros.com o dejando tus comentarios a continuación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *