Islas Uros, las islas flotantes del Lago Titicaca

No hay ningún otro lugar en el mundo como las Islas Uros. Ubicadas a orillas del Lago Titicaca, estas islas flotantes construidas a base de juncos mantienen tradiciones centenarias de la comunidad. Muy interesante visitarlas.

Y aunque cada vez más turísticas, las Islas Uros merecen una visita en tu viaje por Perú. Se trata de algo único debido a su origen y estilo de construcción.

La puerta de entrada a estas islas flotantes es Puno. Desde este puerto tenemos que tomar un barco para llegar a las islas Uros, a siete kilómetros de las orillas del Lago Titicaca, el lago navegable más grande del mundo. O también podemos unirnos a una excursión, que suele visitar dos o tres islas para vivir la experiencia.

El origen de esta comunidad flotante se sitúa hace más de 500 años cuando los Uros, originarios del Amazonas, construyeron estas islas para aislarse de los Collas y los Incas como medida de protección. Si eran atacados, podían moverse a otra parte fácilmente. Hoy, más de 1200 Uros viven en este archipiélago artificial de 60 islas flotantes.

Los juncos que crecen abundantemente en el Lago Titicaca es el material de construcción utilizado para crear las islas Uros. El tamaño de cada isla suele ser de unos 15 metros de largo por otros 15 de ancho, y sobre ellas se construyen casas con paja, escuelas e incluso torres de vigilancia a base de cañas de junco. Al acercarte en bote, el color dorado de la paja reflejada por el sol domina las islas Uros.

La visita resulta muy curiosa. Conocer la comunidad, experimentar su estilo de vida y sentir la sensación de apoyar tu pie en una isla flotante que cede ligeramente a cada paso. La gente viste trajes tradicionales y cosen a mano preciosas prendas con escenas de la vida tradicional de estas islas flotantes.

No hay lugar como este en el mundo. Pero es cierto también que cada vez más turistas llegan a este destino, perdiendo parte de su autenticidad.

Las islas Uros más tradicionales están más alejadas de Puno. Para llegar a ellas hay que atravesar estrechos canales y sólo pueden ser visitadas en bote privado. Sus habitantes continúan viviendo el modo más tradicional de la comunidad y no les gusta ser fotografiados. Pero es posible visitarlos.

Todo lo que rodea a las islas Uros está relacionado con el Lago Titicaca y con las cañas de junco que crecen en él. Sus casas, sus escuelas, sus centros sociales e incluso los botes que utilizan para navegar y pescar en el Lago Titicaca están construidos en paja.

La experiencia de visitar esta comunidad flotante es única. Y es posible hacerlo en un día desde Puno. No te la pierdas.

Si quieres más información sobre las islas Uros, sobre el Lago Titicaca o sobre Perú, no dudes en escribirnos por email a info@consejerosviajeros.com o dejar tus comentarios a continuación.

Y como siempre, si te ha gustado este artículo y quieres compartirlo en las redes sociales, te lo agradecemos.

2 comments

    1. Hola, Henry:
      Gracias por escribirnos.
      En varias islas Uros los locales hacen y venden artesanía hecha por ellos mismos, así que podrás encontrar souvenirs de varios tipos. Si vas con un tour, normalmente paran en islas donde es posible comprar estas artesanías, así que no tendrás problema en encontrarlos.
      Espero haberte ayudado, Henry. Si necesitas algo más, no dudes en contactarnos de nuevo.
      Saludos,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

I accept that my given data and my IP address is sent to a server in the USA only for the purpose of spam prevention through the Akismet program.More information on Akismet and GDPR.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.