Propinas en cruceros, ¿son obligatorias?

Pagar las propinas en cruceros, también llamadas tasas de servicio, es una tradición que se remonta al inicio de este tipo de viajes. Pero siempre que reservamos un crucero, nos asalta el dilema: ¿tenemos que pagarlas?, ¿son obligatorias?

Lo primero que tengo que decir es que este dilema sobre las propinas en cruceros lo tenemos principalmente los españoles, sudamericanos o centroamericanos que viajamos en cruceros. ¿Por qué? Porque es algo que no está en nuestra cultura. El dejar propina en un restaurante, un bar o un crucero no es algo que tengamos asimilado, por eso cuando nos “obligan” a hacerlo, nos cuesta. En otras culturas, como la norteamericana, por ejemplo, es algo que lo tienen totalmente asimilado y normalizado.

Pero, ¿es obligatorio dejar propinas en cruceros? Antes de responder esta pregunta, me gustaría aclarar quién recibe estas propinas y por qué. De todos los departamentos de un crucero, sólo hay dos que reciben las propinas que dejan los huéspedes. Y además, son la principal parte de su salario. Estos dos departamentos son Housekeeping y Restaurante. El primero se encarga del cuidado diario de tu habitación, de limpiarla, de tenerla a punto, de que no te falte de nada. El segundo son los camareros que te atienden cada noche en tu restaurante. Y algunos dirán, ¿y el bar? El bar recibe sus propias propinas. Con cada consumición que te tomas a bordo y no tienes incluida, en tu cuenta verás un cargo que habitualmente ronda el 15% en concepto de tasa de servicio. Eso forma parte de las propinas del departamento del bar. Si tienes las bebidas incluidas, sí reciben parte de las propinas.

Por tanto, sólo Housekeeping y Restaurante cobran propinas en cruceros. Ni Recepción, ni Fotografía, ni Spa, ni Excursiones, ni Tiendas, ni Entretenimiento, ni Mantenimiento Técnico, ni Oficiales del Puente del Mando, ni Dirección reciben propina alguna.

También hay que decir que las propinas del personal de estos dos departamentos son la parte principal de su salario. Puede ser que quien te haga la cama cada día y te saluda con un sonriente “Buenos días” cada mañana cobre unos 100€ al mes, y el resto de su salario se complete con las propinas de cada huésped. Similares condiciones tienen quien te atiende amablemente cada noche en el restaurante y cumple todos y cada uno de tus gustos en comidas. Además, estas propinas se reparten entre los diferentes rangos del departamento, en proporción a su responsabilidad, por lo que, quizá, a quien te trata cada día, que es la parte más baja del escalafón, le llegue la parte más pequeña de tu propina.

La cuota a pagar por propinas en cruceros o tasas de servicio varía en función de cada compañía. Puedes pagar entre 9€ por persona y noche hasta los 23€ por persona y noche. Y estas se pueden pagar antes de llegar al barco con tu reserva, o bien una vez en el buque en tu cuenta de a bordo. Ya es muy raro el hecho de que tengas un sobre donde dejar estas propinas en efectivo. Pero puedes hacerlo.

Ahora sí, respondo a la pregunta de si las propinas son obligatorias o no. NO. Las propinas en cruceros NO son obligatorias. Espero ser claro. Seguramente tu agencia te dirá que sí son obligatorias. Otros cruceristas te contarán lo mismo. Incluso a bordo te insistirán en que son obligatorias. La verdad es que no. Si tú no quieres pagar las propinas en cruceros, puedes ir a Recepción, Atención al Cliente o Relaciones con el Huésped (cada naviera tiene su nombre para este departamento) y solicitar que te retiren las propinas a bordo. Te pedirán una explicación a esta solicitud, y puedes alegar que no estás contento con el trato recibido o que no se han cumplido las condiciones de tu reserva. En estos casos, puedes no pagar las propinas o modificar el importe a pagar. Sin embargo, si llegas a una situación como esta en la que no quieres pagar las propinas, ten en cuenta a quién le estás retirando parte de su salario: a quien te hace y cuida la habitación, y a quien te sirve tu comida y cena cada día. Y, como persona que ha trabajado a bordo de cruceros durante años, en departamentos que no recibía propinas, estoy seguro de que el servicio de esas personas será excelente y no causa justa para que retires las propinas. Si tienes algún problema con las condiciones del barco, con la Dirección, con el entretenimiento, con la habitación en sí pero no con quien te la arregla, con las excursiones, con la comida en sí pero no con quien te la sirve, recuerda que estos departamentos no reciben propinas, por lo que si no estás satisfecho con su servicio, y pides no pagar las propinas, no castigas a ellos, sino a quien realmente te ha dado un magnífico servicio, a esas personas que te alegran cada mañana con una sonrisa enorme al salir de tu camarote y te despiden cada noche después de cenar con un agradable trato. A los que también puedes premiar directamente con una propina en efectivo. Por tanto, aunque las propinas en cruceros no sean obligatorias, si no quieres pagarlas, recuerda a quién les afecta y si por su servicio se la merecen o no.

Si tienes cualquier comentario sobre este asunto o el mundo de los cruceros, puedes dejarlo a continuación. O si tienes cualquier duda, puedes escribirnos por email a info@consejerosviajeros.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *